¿Sabes cómo cuidar tu piel del sol?

El bronceado del tiempo estival siempre es tentador, pero ya sabes, la capa de ozono está en crisis y hay que cuidarse de que el placer de tomar sol no se convierta en una pesadilla futura. Y como se viene el verano intenso, mejor tener claras las advertencias.
El cáncer de piel es una enfermedad que ha ido creciendo cada vez más en el mundo. Varios estudios cuentan que a nivel mundial cada año los casos superan los dos millones.
Por eso, mejor prevenir que lamentar con estos tips: Se debe tener en cuenta las horas de exposición al sol. Las peores horas son entre las 11 y las 15 horas, donde los rayos son más intensos.
Recuerda usar bloqueador siempre que te expongas a los rayos del sol. Si tienes hijos, evita que los menores de tres años estén expuestos directamente al sol y asegúrate que siempre jueguen a la sombra. Si esto último no se puede, que usen ropa especial que los proteja de los rayos y que usen bloqueador.
Siempre usar anteojos de sol con filtro UV.
Hay que utilizar protector solar de acuerdo a tu tipo de piel. Para niños el mínimo debiera ser factor 25.
La hidratación es uno de los aspectos centrales que permite al cuerpo humano cumplir sus funciones de manera óptima. Y más aún en verano.
La ingesta de agua en lugares y momentos de mucho calor se duplican o, incluso, se triplican si la temperatura es muy alta.
Para estar bien hidratado te recomendamos llevar siempre una botella de agua y ponerle unas gotas de Iansa Cero K Agave + Sucralosa y verás cómo tu agua queda mucho más rica.